Muchas veces me habeís preguntado la diferencia entre las piedras preciosas y semipreciosas. Bueno pues a veces es fácil diferenciarlas y a veces no lo es.

En el mundo de la joyería siempre se habla de las piedras preciosas y de las semipreciosas. En realidad como piedras preciosas nos referimos al diamante,al rubí, la esmeralda, y el zafiro por su dureza, rareza y perfección. Como piedras semipreciosas nos referimos a las perlas, las turquesas, los corales, el Ojo de Tigre, la malaquita, el jade, el azabache,los cuarzos de todos los colores,y la amatista porque aunque las carazterísticas son similares a las anteriores son de un nivel mas bajo de calidad.

La amatista, por ejemplo, era considerada como piedra preciosa en la Edad Media,pero se empezaron a encontrar yacimientos de esta piedra a partir del siglo VIII y bajó considerablemente su valor y pasó a ser por esto piedra semipreciosa. Pero esta piedra pulida y engastada en plata es una verdadera joya y  además es una joya atemporal y para siempre.